Saltar al contenido →

Duet Display, la app que resucitará tu iPad

Mi iPad 2 tiene ya más de 3 años. Su rendimiento ya no es el de los primeros días con iOS 5 cuando todo era fluidez y velocidad. Hoy en día el iPad 2 con iOS 9.1 instalado tarda 50 segundos en arrancar. Lo cual para una tablet como puedes imaginarte no es lo ideal.

Al principio, utilizaba la tablet muy a menudo para navegar, chatear, consultar y contestar correos, leer feeds, ver vídeos, jugar, … Hacía prácticamente de todo y podía decir realmente que era un buen sustituto del portátil. En ocasiones, principalmente los fines de semana, no encendía ni siquiera el portátil y hacía todo lo que necesitaba y quería con la tablet.

Estos tiempos han quedado ya muy atrás y aunque sigo haciendo bastantes cosas con el iPad, es cierto que la lentitud de respuesta termina por desesperarme. Con la llegada del Chromecast, el iPad ha vuelto a ser un poco protagonista porque me permite pasar vídeos a la televisión, cuando ya sólo lo utilizaba para ver algún programa de televisión a la hora de comer o leer feeds en el sofá.

Duet Display

Duet

Hace ya meses había probado Air Display para hacer del iPad una pantalla secundaria para mi portátil. Esta app funcionaba de forma pésima. El lag era horrible y era imposible trabajar con el iPad. Supuse que en parte era culpa de que mi iPad 2 era muy antiguo y no tenía el hardware suficiente para aguantar una app de este tipo y pedí la devolución de mi dinero al no poder utilizarla. Siempre quise incorporar el iPad a mi escritorio y flujo de trabajo, pero al final lo único que conseguía hacer con él era leer feeds o algún libro y poco más.

Cuando pensaba que el iPad 2 no serviría para nada más, apareció Duet Display. Decidí darle una oportunidad y no me arrepiento de ello. Mi iPad 2 es ahora mi pantalla secundaria…bueno, terciaria más bien. Ya os había hablado un poco de ella en el artículo de 9 aplicaciones imprescindibles para mi trabajo.

Duet Display cuesta 15.99$ pero merece totalmente la pena. No utiliza la conexión Wi-Fi sino la conexión USB para funcionar lo cual evita en gran medida el lag provocado por las conexiones inalámbricas. Funciona tanto con iPad y iPhone. Para iPhone entiendo que puede resultar interesante en el caso de un iPhone 6 Plus sino la pantalla me parece muy pequeña para verle la utilidad. Nunca lo he probado con un teléfono.

Tiene multidud de opciones para mejorar el rendimiento o el consumo de energía: Pantalla retina, Alta resolución, Transparencias, … Funciona tanto en Windows como en Mac.

¿De qué me sirve una tercera pantalla?

Cuantas más pantallas y espacio tienes, más quieres. Es un hecho. Siempre trabajé con un portátil. Primero, con mi macbook blanco. Luego, con un macbook pro de 13 pulgadas conectado a una pantalla de 19. Mi configuración actual se compone de un macbook pro de 15 pulgadas y de una pantalla de 24 pulgadas, y aún así sentía la necesidad de una tercera pantalla aunque sólo fuera un iPad de 10 pulgadas.

Ahora mismo, tengo mi iPad 2 a mi izquierda en el que suelo tener las siguientes aplicaciones abiertas:

  • iTunes si escucho algún podcast o música de mi colección
  • Toggl, la aplicacióon de escritorio para tomar nota del tiempo que invierto en cada tarea.
  • Spotify si es la aplicación de música que estoy utilizando.

En el centro está mi macbook pro sobre un dock de ventilación, es el centro de mi escritorio y es la pantalla que utilizo para escribir o programar. Las aplicaciones que suelo tener abiertas en esta pantalla son:

  • Sublime Text 3. Cuando estoy programando webs.
  • Xcode. Cuando estoy programando aplicaciones para iOS.
  • Scrivener. Cuando estoy escribiendo.

A la derecha está mi pantalla de 24 pulgadas, en la cual suelto tener las aplicaciones donde quiero leer cosas o ver:

  • Firefox. Para navegar o ver las webs en las que estoy trabajando.
  • iBooks. Cuando estoy leyendo algún libro.
  • Evernote / One Note. Últimamente divido esta pantalla en 2 para tomar notas mientras estoy leyendo algún libro de programación. Estoy migrando mis notas de Evernote a One Note, de momento estoy dándole una oportunidad pero me da que la migración será definitiva, aunque esto es tema para otro post.

Un par de problemas que me ha dado Duet Display últimamente y cómo solucionarlos

A veces Duet Display no arranca aunque lo tengas enchufado.

Al principio, le eché la culpa a la actualización de OSX del Capitán, pero no era culpa suya. Resulta que desde que me he mudado he encontrado el cable del dock de mi iPhone y lo he conectado a mi portátil. Esto es muy útil porque mientras carga, lo tengo sincronizado con iTunes y puedo pasar mis podcasts o música sin tener que enchufarlo expresamente para eso. Ese cable estaba desparecido desde hace años posiblemente de mi mudanza anterior pero tuve la suerte de volver a localizarlo en esta mudanza.

Los primeros días en mi nuevo despacho como no tenía mucho tiempo para trabajar, ya que estaba montando muebles de Ikea, aproveché para actualizar el sistema operativo a El Capitán. Cuando me puse a trabajar, he descubierto que mi iPad no parecía ya funcionar como tercera pantalla, Duet Display no arrancaba nunca. Probaba a enchufar y desenchufar pero nada parecía funcionar hasta que finalmente un día, desconecté el iPhone accidentalmente y Duet Display arrancó inmediatamente.

Por lo tanto, si no funciona Duet Display, tened en cuenta que si el iPhone está enchufado al ordenador podría ser que esté interfiriendo.

Problemas con la pantalla y el ratón al utilizar Duet Display

El mismo día en el que iba a editar este artículo para prepararlo para ser publicado, Duet Display dejó de funcionar. Al arrancar, la pantalla se veía mal y no respondía bien, había mucho lag y se veía mal. Esta vez la solución fue muy rápida, la encontré en la misma FAQ de Duet Display.

Desinstalar, reiniciar, reinstalar, reiniciar y todo estaba solucionado.

¿Cómo es tu escritorio?

¿Cuantas pantallas utilizas tú? Yo creo que estaría dispuesto a poner otra más pero mi escritorio ya se queda muy pequeño y creo que sería pasarse. La foto del artículo es una foto de mi escritorio, decidme qué os parece. No hagáis mucho caso al mareo de cables que hay por la mesa. No me canso de ver los escritorios tan perfectos que no tienen ni un cable a la vista pero yo por más que lo intento no soy capaz de conseguirlo. Siempre tengo miles de cables y cosas en mi escritorio.